sábado, 18 de diciembre de 2010

Dudas y resposabilidades


Me ha llegado la declaración de derechos del ciberespacio de Jeff Jarvis, que copio aquí abajo.

I. Tenemos el derecho a conectarnos.

II. Tenemos el derecho a hablar con libertad.

III. Tenemos el derecho a reunirnos y a manifestarnos.

IV. La información debería de ser pública por defecto; secreta por necesidad.

V. Lo público es un bien público.

VI. Todos los bits se crean de la misma manera.

VII. Internet se debería de operar de manera abierta.

De entrada, comparto todo. Solo que echo de menos algunas responsabilidades en el uso que hacemos de la información ¿o no?

Estos días he estado pensando en Julian Assange. Al margen de las acusaciones sobre su vida privada (en las que no entro), hay otros temas pendientes, y no sé si ahí (en alguna parte de esa información) es donde entra la necesidad del secreto que apunta Jarvis en el punto IV o la responsabilidad del profesional, que yo sugiero. En fin, que comienzo a dudar si todo lo público es un bien público, como señala el punto V...

martes, 30 de noviembre de 2010

Tiempo para la Novena

Se acaba el mes y empieza la Novena de la Inmaculada.
Hace muchos años, en 1931, en una de esas novenas San Josemaría, fundador del Opus Dei, escribió el librito del Santo Rosario, del que ahora acaba de salir una edición especial, con muchas sugerencias para meditarlo y un modo de hablar muy directo.
En la Obra celebramos estos días con un cariño especial hacia la Virgen, pero sobre todo haciendo hincapié en lo ordinario: el trabajo, la lucha por vivir el compromiso cristiano y otros detalles pequeños y costosos ofrecidos mirando a la Inmaculada. Además, quien quiera puede asistir a una de esas novenas organizadas. En Madrid, por ejemplo, en la Parroquia del Buen Suceso de Argüelles, a las 20.40. La hora es un poco rara, como me decía una amiga, pero es a la que acaba la Misa anterior y no se trata de desalojar al público... Estos primeros días cantará además el coro del Colegio Mayor Alcor.
Se acaba el mes, corre el reloj. Me quedo con Coldplay.

viernes, 19 de noviembre de 2010

Un musical para el Hospital Laguna

Me acaba de llegar la invitación a un musical que se llama Blancanieves Boulevard y que se representará el 23 de diciembre con el fin de conseguir fondos para el Hospital de Cuidados Laguna. Este centro surgió a raíz de la canonización de San Josemaría. Un grupo de personas pensó que valía la pena promover la construcción de un lugar en el que se trataría sobre todo a enfermos de Alzheimer y a otros con enfermedades en fase terminal. Un lugar en el que se cuidara la vida hasta el final, en condiciones dignas. En enero de 2003 se puso la primera piedra. Estuve allí en junio, visitando a una persona ingresada. Me impresionaron las flores que había sobre el mostrador de enfermeras. Pensé que serían por la reciente inauguración de un ala, ya que todavía hay zonas que se están terminando de adaptar, pero me acerqué y leí las tarjetas. Eran detalles de agradecimiento a los equipos de médicos y enfermeras. Y naturalmente no hacían referencia a la curación sino al buen trato recibido hasta el final. Creo que el musical para recaudar fondos merece atención. El hospital todavía se está pagando.

viernes, 29 de octubre de 2010

Mi pierna, la cabra y el ángel de la guarda

Este mes he vuelto a la niñez. Me han regalado la foto de la escultura de un ángel de la guarda, rodeado de niños, que se colocó en un colegio de Madrid, y he estado buscando su ayuda en varias ocasiones, siguiendo la sugerencia que daba el Padre en su carta del mes de octubre. Aparcamientos, citas que se retrasan y lo más llamativo ha sido una pierna que se resiste a andar. El domingo pasado subí a La Morcuera, con la ilusión de hacer la mitad de la Cuerda Larga. Un desnivel de no más de 500 metros y un paisaje fantástico. Iba con Cristina, otra numeraria de mi centro, farmacéutica, que corre como un gamo. Lo mío, en cambio, es la resistencia. El rato de arriba fue fantástico: la Najarra, Bailanderos, Asómate de Hoyos y una Cabeza de Hierro... un día despejado, abundantes cabras, poco viento... no se puede pedir más.
Tenía miedo a la bajada, porque las últimas veces, una pierna me ha dado problemas, así que al empezar y después de dos pasos duros, la pierna izquierda comenzó a quejarse. Me encaré al Ángel de la Guarda y le dije, "no me dejes así, que me queda toda la cuesta". El dolor se cortó de repente y pude bajar sin problemas. Di las gracias a mi ángel sinceramente. Y sin quitarle mérito, tengo que aclarar que mi ángel se parece a las ETT, porque solo te ofrece una ayuda temporal y en casa me comenzó a doler de nuevo. Pero su colaboración fue oportuna. Todavía estoy lejos de ser "la coja de Calanda"...

jueves, 7 de octubre de 2010

Aniversarios importantes


Hoy hace años pedí la admisión en el Opus Dei. Ser numeraria es algo importante en mí vida, aunque en realidad, lo que me define plenamente y desde mucho antes, es ser hija de Dios, o sea, ser cristiana. También me define -eso creo yo- mi profesión, que siempre he considerado parte de mi vocación divina, porque Dios me llamó y me impulsó a responder cuando ya estaba metida en este ámbito de la Comunicación.
Si hablo de aniversarios, pronto celebraré otro importante: en dos entradas más estaré en la número 300 del blog Numeraria del Opus Dei... Nunca pensé que durara tanto esta fiebre (la del blog, claro, no la de numeraria, que espero que dure toda la vida) . Ya se ve que, como a Altea, me va lo de morir con las botas puestas... Y hablando de botas, esto es de lo mejor que he encontrado en los últimos días en el universo digital... 140 dólares USA (!) las botas, que las ovejas no están en venta...

lunes, 27 de septiembre de 2010

Argumentos

Estos días estoy dando vueltas a una idea que expresó el Papa en varios discursos durante la beatificación de J.H. Newman: la necesidad de profundizar en los argumentos de nuestra fe... y dar razón de lo que creemos. Newman había recogido ese mismo pensamiento: «Quiero un laicado que no sea arrogante ni imprudente a la hora de hablar, ni alborotador, sino hombres que conozcan bien su religión, que profundicen en ella (...) que conozcan su credo a tal punto que puedan dar cuentas de él, que conozcan tan bien la historia que puedan defenderla».
Ya un poco antes de ser numeraria del Opus Dei comprendí esa necesidad. Y luego me encontré con un estupendo plan de estudios a mi disposición. San Josemaría había concretado la misma idea y, con la ayuda de profesores y profesoras, había puesto en marcha unas clases que repasaban los aspectos de la fe: un amplio programa filosófico y teológico. Aunque a veces me cuesta encontrar tiempo para leer y estudiar, estoy muy agradecida cuando me lo recuerdan. Por ejemplo, estos últimos meses he estado leyendo sobre la ética de las acciones humanas. Utilicé el librito -124 páginas- de Robert Spaemann, denominado Ética: cuestiones fundamentales. He encontrado en este enlace el primer capítulo (ahora dudo si será ético colgarlo!!). Alguna tarde de verano me dormí sobre sus páginas, pero otros días he hecho verdaderos descubrimientos. Lo recomiendo.

lunes, 13 de septiembre de 2010

Oda al abanico

El domingo estuve en Torreciudad participando en la Jornada de la Familia. Todas las sillas que se ven en la foto estaban llenas de gente. Para llegar a tiempo salimos en autobús a las 5 de la mañana... y volvimos al filo de la medianoche ¡Uf!, pero valió la pena. Hizo un día espléndido y durante la Misa el sol pegaba bien, así que había que buscar alguna sombra -cosa difícil- o cubrirse la cabeza. Cuando estaba a punto de derretirme al sol... de una fila de atrás, me pasaron un abanico, con la excusa de que les sobraba. Yo, que en mi vida he tenido un abanico y que más bien lo consideraba un producto trasnochado, comencé a usarlo frenéticamente y a mirarlo como un tesoro. Me di cuenta de que tenía unos trazos de pintura blanca y, al cerrar el abanico, descubrí que todos juntos formaban dos letras en una tipografía bastante cursi "E" y "C", así que me pasé el resto de la Misa rezando por la pareja, pues estaba claro que era un regalito a los asistentes a una boda. Gracias al abanico, pude enterarme de la homilía -por cierto, muy buena- y concentrarme más en la Eucaristía. Así que puedo decir que la familia E-C fue mi mejor aliada de la jornada y se lo devolví en oraciones. También devolví el abanico a la fila de atrás: desde ahora miraré estos objetos con más respeto.

miércoles, 8 de septiembre de 2010

De avatares

He leído que la unión Europea ha contratado los servicios de una empresa para desarrollar un juego on line, del estilo de Second Life, llamado Citzalia. Como este blog empezó cuando realizaba una investigación sobre mundos virtuales, me picó la curiosidad y entré en el sitio de internet (pincha aquí). Tengo que reconocer que los avatares me parecieron algo simplones... y muy alejados de mi Angi Burt, la que puse en marcha hace ya tres años y retomé como base para mi blog.
Recorrer los pasillos del Parlamento Europeo o la sede de la Comisión, en Bruselas -por mucho que se haga con una finalidad educativa-, no tiene ni la mitad de encanto que vagar por el desierto, bucear o volar, algo que sí podía hacer con mi pequeño programa en Second Life. Pero que nadie se preocupe... no había tantos riesgos en que una numeraria vagara durante unas horas por mundos virtuales. Aquel proyecto pasó, me lo pagaron bien, y hoy solo queda la nostalgia, las fotos y el nombre de mi avatar. Y sin ánimo de molestar: ¿a que mi avatar resulta mucho más estilizado y estético que estos monigotes comunitarios?

viernes, 16 de julio de 2010

Ligeros de equipaje

Hace tres días me llamó mi madre. Estuve con ella el fin de semana pasado y, entre otras cosas, miramos zapatos y bolsos, porque yo necesitaba uno, pero la tienda estaba cerrada. El martes llamaba desde allí, porque ella ya se había comprado los zapatos y quería comprarme el bolso. "No me digas que no", repetía... así que no me pude negar.
Mi madre sabe que normalmente no me suelo quedar con los regalos que me hacen. Tomé esa decisión hace años porque quería evitar llegar a asfixiarme con las cosas. Para un numerario o numeraria, vivir el desprendimiento de lo material, en plena ciudad, con un trabajo y necesitando medios a diario no es fácil, así que quizá fui un poco drástica en la pobreza, pero no me arrepiento. Por otra parte, muchas veces me da risa cuando me paro a pensar todo lo que habría acumulado en estos años si a todo hubiera dicho que sí: una bici estática, un Nissan Micra con más de quince años, un vespino, un abrigo de piel, un casco compacto, un curso completo audiovisual de francés y de inglés, muchas novelas, varias raquetas, collares, bolsos, y etc. etc. ¿Cómo me metería cada noche en una habitación de 2 x 3? o ¿Cómo me habría organizado los aproximadamente diez cambios de centro que llevo desde que soy del Opus Dei? A estas alturas, casi seguro que habría puesto una empresa de mudanzas...
PD: este bolso sí que lo necesito y me lo quedaré.

sábado, 3 de julio de 2010

Un campo de trabajo en Croacia ¿mixto?

Un grupo de universitarias madrileñas de Ateneo salió ayer por la mañana con rumbo a Split. Allí realizarán tareas de voluntariado en dos residencias de discapacitados. La foto es de hace dos años, así que lo de ir de rojo es una pura casualidad, pero no está mal colgarla hoy que España juega contra Paraguay.
Irse hasta Croacia para hacer voluntariado no es que sea un capricho... Esta actividad de cooperación comenzó hace ya muchos años. Entonces en Croacia no había centro y algunas cooperadoras y un sacerdote amigo llamaban para que con la ayuda de las chicas españolas los veranos se les hicieran algo más amenos a niños y enfermos de un par de residencias. Ahora ya hay dos centros en Zagreb, la capital. Y las de la Obra que viven allí desde 2004 siguen queriendo esta colaboración.
Quizá alguien se pregunte por qué no hay chicos en la foto. La realidad es que las actividades formativas del Opus Dei se suelen hacer separadamente. Es una sistema que ha funcionado bien desde el comienzo. Eso no impide organizar otras iniciativas familiares, cursos para matrimonios o excursiones y romerías, si es el caso. Aunque la novedad del voluntariado de Croacia de 2010, como bromeaba Asun, es que el campo de trabajo por primera vez será mixto (¡?). Sí, la casa que les han dejado está en obras y tendrán que coincidir con los obreros... ¡Sálvese quien pueda!

lunes, 14 de junio de 2010

Overbooking en la charla


Mi última charla fue lo más parecido a una guardería. Como María está de baja materna, he ido a su casa varias veces estos últimos meses. A sus amigas les ha gustado la idea, así que el miércoles pasado éramos seis: tres madres, dos bebés y yo. Hablar del aprovechamiento del tiempo y del orden (era el tema) a unas madres que hacen el pino para cuidar su casa, trabajar y traer y llevar hijos, me parece casi un desafío a la ley de la gravedad, porque yo acabaría en el suelo..., pero lo cierto es que ahí estaban a la hora convenida, mientras balbuceaba unas pocas ideas sobre la necesidad de compaginar tantas tareas, dando prioridad a lo realmente importante: Dios, la familia y todo lo demás. Un esquema que a priori puede parecer muy estricto, pero que con la práctica de la vida cristiana se equilibra perfectamente.
Y como esta semana parece la semana mundial de la formación, hoy una de mis ex compañeras de facultad me ha llamado desde su ciudad para decirme que recomenzaba las clases para mejorar su vida espiritual, esta vez en el centro. El fin de semana pasado nos vimos y recordamos los años de carrera, por entonces asistíamos juntas a un círculo, una sesión de formación muy parecida a las charlas "familiares" que ahora imparto, aunque con un plus de compromiso. Y digo "familiares" porque a este paso cualquier día me encuentro a un marido o a una abuela al otro lado de la sala. Pero bueno, les dejaría escuchar.
Más información sobre los medios de formación: aquí

lunes, 31 de mayo de 2010

Nueva edición del Tour

El jueves tuve una imagen gráfica de la felicidad. No coincide con ésta, pero casi. En pleno Madrid y cerca de las nueve de la noche, un padre pedaleaba, mientras daba una vuelta a su hija, que no tendría más de cuatro años, en una de estas sillas. Nos cruzamos en un semáforo y me resulta difícil describir la felicidad y la seguridad que se reflejaban en sus facciones. Me acordé de la filiación divina, uno de los puntos en los que se apoya el modo de vivir en el Opus Dei. Considerar a menudo que soy hijo de Dios y Dios es el que pedalea, el que mantiene el equilibrio... y no voy a decir que el que saca el blog, porque con el retraso que llevo sería feo, pero vamos a ver si me da la energía y no se me vuelve a calar... ¡hola!

domingo, 4 de abril de 2010

jueves, 1 de abril de 2010

Via Crucis, catarro y JMJ

Ayer hubo en Madrid un Via Crucis, con la cruz de la JMJ, que desde hace meses recorre las parroquias de la ciudad... Me tuve que quedar en casa, porque estoy con un catarro descomunal. Me hacía gracia pensarlo; en unas fechas como éstas en las que todos tenemos verdaderas ansias de descansar..., me encuentro con menos salud que habitualmente.
Recordaba un comentario de Marta Salazar, en el que me animaba a escribir sobre la enfermedad. "Explicanos que ninguno somos superhombres ni supermujeres", decía. Si me vieras la cara, no tendrías ninguna duda.
De San josemaría he aprendido a llevar a la enfermedad -en mi caso es algo transitorio, espero- con paciencia, poniendo todos los remedios médicos y farmacéuticos, y ofreciendo a Dios las incomodidades, algo que explicaba en Amigos de Dios, número 124. Jesucristo me está animando a acompañarle así estos días de la semana Santa.

martes, 30 de marzo de 2010

Homenaje a Benedicto XVI


Unos estudiantes han preparado este vídeo con la técnica del stop motion. No es una obra de arte, pero es ingenioso y sobre todo es un homenaje lleno de cariño al Papa. Dura 5 minutos, os animo a verlo. Lo que más me gusta son las declaraciones de los no católicos. A veces tienen que recordarnos lo que debería ser tan evidente!!!!

domingo, 21 de marzo de 2010

Semana Santa en Roma: Univ 2010

Ayer me enteré de que este año, en el Congreso Univ participará Joseph Pearce, el autor de Escritores conversos. El tema de este año es "¿Puede el cristianismo inspirar una cultura global?" y, claro Pearce, tiene algo que decir después de haber estudiado la vida y la obra de Chesterton, C.S. Lewis, J.R.R. Tolkien y Oscar Wilde y otros muchos artistas y escritores que llegaron al Catolicismo. Justo en enero, repasaba yo algunas páginas de su libro durante mi retiro. Aunque la documentación era abundante, de fondo siempre encontré lo mismo en los autores que Pearce destaca: un sentido profundo de búsqueda y también mucho talento creativo. Me encantaría estar allí, participar en el Congreso con personas de todo el mundo -un auténtico espectáculo- y, sobre todo, acompañar al Papa esta Semana Santa en Roma. El congreso empezó precisamente así, hace ahora 41 años, con el impulso de San Josemaría y el trabajo de unos cuantos profesores que animaron a sus alumnos a participar. Estos días es muy fácil pensar en Benedicto XVI y rezar por él un poco más. Espero que los que vayan a Roma sepan hacerle ver el apoyo y el cariño de tantos otros que nos quedamos en nuestros puestos.

jueves, 11 de marzo de 2010

Los premios Nobel de Monkole



Anoche estuve en una cena y se hablo de las iniciativas que una fundación española financia en Congo. Entre otros proyectos, explicaron la tercera fase de Monkole. Es un hospital que se puso en marcha en Kinshasa con la ayuda de muchas personas, algunas del Opus Dei. Hace un par de años coincidí con uno de los médicos que trabaja allí y que estuvo en Madrid buscando ayudas. Es un congoleño que estudió Medicina en Milán y decidió volver a su tierra para apoyar el centro médico. Nos hizo entender que para él era más cómodo quedarse en Europa, donde su trabajo tenía un reconocimiento, contaba con muchos medios materiales y no tenía que estar pendiente de las ayudas... pero Congo era su tierra y tenía que sacarla adelante.
Meses después cayo en mis manos este artículo y allí estaba Candelas, una numeraria que lleva ya doce años en ese hospital y ahora dirige la escuela de enfermeras. Viendo las fotos de Kinshasa uno de los asistentes a la cena decía: "hay que ser muy humildes para enterrarse así en un país que no es el tuyo". Desde luego en Kinshasa es muy difícil que te den el Nobel de investigación médica, pero estoy segura de que un trabajo así no se queda sin recompensa. Más información

domingo, 28 de febrero de 2010

Semana cultural

La semana pasada tuve que dar una charla a estudiantes sobre formación cultural y me vi obligada a concretarme algo práctico para salir de la mediocridad, porque sobre la teoría (lo que les expliqué) no tenía ni media duda. San Josemaría siempre animaba a adquirir toda la cultura que uno pudiera, porque un cristiano, un apóstol necesita preparación para hacer más eficaz su tarea de presentar el Evangelio.
Una de mis excompañeras siempre se reía de mi afición diaria a mirar en el periódico las conferencias del día: a mi sorpresa ante un hallazgo interesante, siempre seguía la cruda realidad de comprobar que el pluriempleo me impedía culminarla. Así que mi deseo viene de lejos, pero los resultados, a pesar del esfuerzo de concreción, no han variado demasiado:

Domingo: exposición sobre las momias -y otras maravillas de la cultura universal- en el Canal. ¡Lo consigo!
Miércoles
: a las 8.20 de la tarde me decido a arañar por fin 45 minutos para ir a la biblioteca, cerrada por obras desde el día anterior.
Jueves: renuncio a comer un sandwich para ir a ver a los impresionistas en la Sala Mapfre, porque alguien tiene que quedarse de guardia.
S
ábado: se anuncia una película y me encuentro con Soy leyenda, un guión apocalíptico plagado de zombis, del que desisto a los 25 minutos.
Después de esta intensa experiencia cultural, hoy que ha salido el sol, ¡me he ido de paseo con una amiga!

domingo, 21 de febrero de 2010

¡Actúa!


El otro día visité una exposición, en un colegio cercano a Madrid, donde podían verse los proyectos que salen adelante con la ayuda de los cooperadores y cooperadoras de la ciudad. Los cooperadores son esos amigos que, sin pertenecer al Opus Dei, colaboran con su oración y su ayuda en muchas actuaciones que se llevan a cabo.
En esa especie de feria que se denominaba Actúa había una veintena de stands con un poco de todo: clubes para jóvenes en distintas zonas, una fundación para ayudar a seminaristas y sacerdotes, un programa de trabajo flexible en el Centro La Loma para estudiantes que quieren o necesitan trabajar a la vez que acuden a clase, un hospital de cuidados paliativos que se llama Laguna... Lo que más me gustó fue la presentación que dio la responsable de la gestión económica de la Obra en esta ciudad. Explicó hasta dónde iba el último euro de los donativos públicos y de particulares que llegaban a esos proyectos. El marido de una amiga, periodista, decía que por fin había llegado la transparencia al Opus Dei. Me hizo sonreír, después de tanto tiempo explicando lo mismo a amigos, parientes, colegas... Creo que habrá que seguir montando ferias para que mejore la comunicación.
En este enlace se puede ver un vídeo resumen.

domingo, 14 de febrero de 2010

La aventura comienza en Corea

Hoy es 14 de febrero, un aniversario que celebramos mucho en el Opus Dei, porque en una fecha como ésta empezó el trabajo apostólico de las mujeres de la Obra y, años después, también en un 14 de febrero, el de los sacerdotes. Siempre pienso en este aniversario con agradecimiento, porque en estos 80 años que llevan las mujeres, las iniciativas se han extendido por muchos países y el mensaje de santificación en el trabajo y las actividades diarias se ha hecho vida en tantas personas.
Pero volviendo a la fiesta, hoy, por primera vez, la celebrarán en Corea, porque hace cinco meses se abrió allí un centro. He encontrado este testimonio de Merce, enfermera, en la web oficial de la Obra. Es una de las pocas numerarias que se ha trasladado a ese país. Siempre me imagino Seul como lo vi reflejado en la película The Host (un poco fantástica, pero muy interesante): una ciudad llena de gente divertida y habladora, pero profunda... así que me ha gustado leer lo que ella misma afirma: "dicen que Corea es como un pequeño pueblo que de repente se ha convertido en un gran país".

martes, 9 de febrero de 2010

Y tú... ¿qué dices sobre el Opus Dei?

Me acaba de enviar una amiga información sobre un vídeo que se llama ¿Y tú qué dices?, que recoge entrevistas sobre el Opus Dei y algunos testimonios de fieles de la Prelatura y cooperadores. Aunque dejo aquí el enlace de la página web, donde se puede ver todo el reportaje, de lo que incluye, creo que lo que más me gusta es el de esta numeraria, excelente pintora, por la sencillez con la que se expresa. Aquí os dejo el fragmento, en versión Youtube, para ahorraros tiempo.

sábado, 6 de febrero de 2010

Ciencia, fe y otras reflexiones

Me ha gustado mucho la entrada Ciencia y fe, las pelucas del cientifismo, que Diego Contreras deja en su web. Nunca me voy de vacío cuando llego a su página. Y en este caso me ha gustado porque hace días que vengo dando vueltas a lo mismo. Cómo la ciencia lleva al conocimiento de Dios, cómo ciencia y fe no se oponen, etc. etc. Así que aquí dejo en inglés una relación de científicos que también han encontrado a Dios a raíz de sus investigaciones o, precisamente por eso, porque creían en un Dios Creador y se metían hasta el fondo en ese trabajo.
Aunque suene curioso, todo esto lo llevaba barruntando desde que conocí a Sonia, una numeraria auxiliar (una de esas mujeres que se dedican principalmente a la atención de los trabajos domésticos de las sedes de los centros del Opus Dei y consiguen el calor de hogar que nos llega a todos los demás), que ahora finaliza sus estudios de Bachillerato. El día que coincidimos estaba comentando las declaraciones de Francis Collins, uno de los responsables del proyecto genoma humano, que en sus investigaciones y en sus pacientes encontró los motivos para creer en Dios. Al oírla hablar no me cupo duda de que quien tiene un interés así, disfruta con la ciencia y sabe ver a Dios detrás de todo, puede muy bien entender la llamada de Jesucristo, aceptarla e integrarla en su vida, aunque solo tenga 18 años.

domingo, 31 de enero de 2010

8 semanas de plancha


Una de mis amigas se quedó sin blanca estas navidades. Con bastante iniciativa, pensó qué regalar a sus hermanos y padres en Reyes. Esa mañana, junto a los zapatos, aparecieron unas tarjetas curiosas, hechas artesanalmente. En la de su madre decía "Vale por 8 semanas de plancha" y había ocho pestañas pequeñas, para ir quitando una cada vez. En la de su padre se leía: "Vale por 8 cenas ricas", porque habitualmente llega a casa desde su trabajo cuando ya han terminado los demás... En la de su hermano mayor decía "Vale por 8 rosarios rezados por ti". Solo había un regalo cuantificable económicamente: un billete de 20 euros para el pequeño, que se iba de viaje a Moscú. Todos sabían que eran los 20 euros que les había dado una tía a cada uno el día anterior.
La verdad es que, puestos a elegir regalos, hubiera preferido cualquiera de los tres primeros.
La foto va dedicada al Real Madrid, que ayer venció al Depor.

domingo, 17 de enero de 2010

Libertad y servicio

Estos días leía las necrológicas que se han dedicado a Antonio Fontán, un fiel del Opus Dei conocido por sus actuaciones públicas en diversos campos, incluida la política. El recuerdo más cercano que tengo de este gran maestro se remonta a hace tres años, cuando asistí una conferencia suya en el IESE para periodistas jóvenes. Supongo que hablaría del compromiso con la verdad, del servicio público y de tantos otros rasgos de la profesión cuando se vive en serio. Pero de eso no recuerdo especialmente nada. En cambio, hay algo que no he olvidado: Fontán cambió su dedicación a la Filología cuando en una incipiente Universidad de Navarra necesitaban que alguien pusiera en marcha la Escuela de Periodismo. Sin ninguna tragedia, abandonó a los clásicos por la información de actualidad... Un rasgo generoso, de servicio, que él narró como de pasada, como si fuera lo más normal. Años después, cuando aquel proyecto se encarriló, pudo dedicarse a otros muchos asuntos, como la política o la literatura.
Su gesto es un ejemplo de lo que ocurre tantas veces. Los numerarios tenemos total libertad en los asuntos profesionales, pero precisamente nuestra mayor disponibilidad hace que podamos dar esos giros vitales cuando alguna iniciativa apostólica lo requiere. No significa que no cueste, pero es una reacción lógica en quien quiere mantener el sentido que un buen día dio a su vida para seguir a Jesucristo. El servicio a la sociedad y a sus amigos que los periodistas destacan en sus notas me parece a mí no fueron en Antonio Fontán más que una continuación de aquellas decisiones generosas de su juventud.

domingo, 10 de enero de 2010

Espías y descargas en mi blog

Últimamente he recibido una avalancha de comentarios, estilo máquina de Google, todos en inglés. Mi primera reacción fue contestar a tantas amabilidades, como si las alabanzas del tipo "Your blog is nice", "You're doing well" tuvieran algún fundamento real. Pero tras la sorpresa inicial, me he dado cuenta de que no es más que una serie, la misma que han recibido muchos de los usuarios de blogger cuando llegan a algún aniversario destacado... Y eso que dudo que la entrada 278 del blog numeraria Opus Dei tenga tanto interés. No quiero ni pensar -mucho peor sería- que se trate de un mensaje bomba, con software espía incluido, ahora que la regulación de las descargas va en serio. Estuve intentando bajarme algunas canciones de Duffy con poco éxito y me temo que que ya voy a estar fichada.
¿Qué cómo me he atrevido? Pues sí, lo reconozco, lo he intentado, después de que los Reyes miraran para otro lado y me avisaran con tiempo de que no habría CDs el día 6 de enero. De todos modos, fueron generosos y no me puedo quejar. Si se llegan a enterar de mis intentos de pirateo...

domingo, 3 de enero de 2010

El Niño Jesús de Santa Isabel y San Josemaría



Esta mañana he estado en la Misa de la Iglesia de Santa Isabel, de Madrid. Las monjas, agustinas recoletas, tienen un Niño Jesús que ofrecen a la adoración de los fieles al acabar las celebraciones. Es un Niño Jesús muy pequeño, que San Josemaría también besó mientras fue rector de ese patronato. Hay personas que consideran infantil disfrutar con estas cosas; a mí, las representaciones del Belén, el Niño Jesús, la estrella y los Magos me sirven algo -tampoco voy a exagerar-, sobre todo si son hermosas. Me ayudan a superar la escasez de imaginación. También me sirven los buenos libros, como el que escribió Enrique Monasterio con este mismo tema: El belén que puso Dios y que incluyó por capítulos en su blog hace ahora dos años.