martes, 24 de febrero de 2009

Un buen sistema de seguridad

El otro día en el solar de la futura parroquia de San Josemaría había una pequeña hoguera y varios gitanos se calentaban al calor de las llamas. Me sorprendió porque el edificio prefabricado ya ha empezado a levantarse y pensé que no habían puesto un buen sistema de seguridad. Después me enteré que a uno de los gitanos (los otros debían ser sus amigos) lo había contratado el constructor por unos meses para cuidar el solar por las noches y evitar los robos. Me he imaginado que a San Josemaría le habrá dado cierta risa desde el Cielo -es un decir-, pues con los gitanos de Madrid siempre tuvo buenas relaciones y ahora son ellos los que están cuidando su prefabricado.
Uno de aquellos gitanos madrileños de los años 30 está representado precisamente en la capilla que se hizo en recuerdo del Fundador del Opus Dei en La Almudena. Allí hay un relieve que recuerda el momento en que el santo fue a confesar a un gitano moribundo. Después del sacramento, San Josemaría le daba a besar un crucifijo, pero él, conmovido, se negaba, diciendo: "Con esta boca mía podrida no puedo besar al Señor". Muchas años más tarde el fundador de la Obra seguía recordando esta exclamación como uno de los mejores modos que había visto en su vida de manifestar la contrición.


5 comentarios:

Anónimo dijo...

Quisiera tener una estampa con reliquia de San Josemaría, ¿sabrás cómo podría hacerme con ella?
Thank you!

Angi Burt dijo...

Se me ocurren dos caminos: el primero, pedirla en un centro del Opus Dei, si es que conoces alguno. El segundo, poner un mail a la dirección que aparece en la web oficial del Opus Dei y donde se dirigen las consultas y peticiones. A ver si lo consigues!

Anónimo dijo...

Pues lo de pedirla en un centro del Opus Dei, lo descarto, pero probaré lo del mail a la página del ídem.
Gracias!

Anónimo dijo...

¿Dónde está la futura parroquia de San Josemaría?
Opositor.

Anónimo dijo...

¡AH! "FRENTE A LA CLÍNICA DE LA ZARZUELA", YA LO SÉ.
GRACIAS.