martes, 1 de enero de 2008

Empezar bien el año



Este último mes he tenido bastante trabajo: colaboraciones nuevas, más reuniones de trabajo y familia, mucha familia. Me ha gustado que el Papa Benedicto XVI nos recordara a todos lo esencial en este primer día del año: la familia. Me gustaría no olvidar especialmente unas palabras de su mensaje de paz: "el lenguaje familiar es un lenguaje de paz; a él es necesario recurrir siempre para no perder el uso del vocabulario de la paz". Creo que esto sí que está al alcance de todos.

¡Feliz 2008!


No hay comentarios: