lunes, 10 de diciembre de 2007

Alonso, con Renault

Alonso vuelve a Renault. Lo que se esperaba desde hace pocos días se ha confirmado... No se me olvida la emoción que tendrá Julita, una señora mayor a la que visitamos hace unos meses, justo en vísperas de la carrera final en Brasil.
Siguiendo una de las obras de misericordia que recomienda la Iglesia y que San Josemaría nos enseño a vivir, una tarde aparecimos en su casa dos amigas a hacerle un rato de compañía. Otras veces habíamos ido a casas de personas más necesitadas, para llevarles cariño, interés y algún detalle: unos dulces,
algún fiambre bueno, unos turrones en Navidad... Aunque el problema social no se resuelve así, estas visitas despiertan en los más acomodados el interés por los demás y la necesidad de una verdadera caridad.
Pues vuelvo a Julita. Aquel día elegimos ir a su casa porque -aunque no le faltara nada material- necesitaba compañía. En el Madrid del siglo XXI, quizá no hay tantos pobres, pero sí muchas personas solas. Después de interesarnos por su cosas, de contarle nuestras andanzas, de animarla... nos dijo en voz baja, como quien confiesa una picardía: "A mí, de verdad, de verdad, lo que me preocupa son los neumáticos de Fernando Alonso y que gane la carrera de mañana". ¡Esto sí que es una aficionada a la Fórmula 1!

No hay comentarios: