domingo, 5 de agosto de 2007

El dinero no lo es todo


Varios me preguntáis por cómo ganar dinero en Second Life. Conseguir algún Linden dollar es fácil, ahora conseguir muchos Linden dollars ya es otro cantar... Yo gané mis dos únicos dólares plantando tulipanes virtuales. Un amigo me regaló su pala -virtual- y por un sencillo trabajo de servicio público -parques y jardines- durante 10 minutos conseguí los dos dólares. Eso significa estar inmovilizado, porque en realidad ni cavas ni plantas, pero los tulipanes se multiplican.
Los dos dólares se esfumaron pronto. Uno lo eché en el cepillo de una capilla de Nueva Caledonia, una joya arquitectónica en 3D que invito a contemplar... El segundo, lo perdí tratando de comprar una peluca -también virtual- que se convirtió en una especie de molinillo que daba vueltas sobre mi cabeza ¡un fracaso total! y que tuve que quitarme a toda prisa.
Aunque me gusta la economía, nunca me ha preocupado el dinero, así que ahora mucho menos el virtual. Por supuesto hay que trabajar para vivir y para contribuir al desarrollo de la sociedad, pero en el Opus Dei he aprendido que trabajar es mucho más. Como Diego, a través mi trabajo, intento colaborar en los planes de Dios...

No hay comentarios: